sábado, 18 de abril de 2009

¿DÓNDE ESTÁ PATXI?


El día 12 de Abril de 2009 recibí un intrigante email de mi amigo el Dr. Patxi Roca, investigador (“científico loco” dice él) y filósofo. Me relataba, con todo lujo de indescifrables detalles, que su amplificador metabólico estaba terminado y quería reunirse conmigo para hacer públicos sus avances... Pues tal es su incapacidad para relacionarse con el mundo exterior, que no sabía cómo sacar provecho (esconómico) a todo este asunto.

Según parece, esa misma noche iba a probar el aparato en cuestión con una lombriz a la que, y cito textualmente, "iba a lanzar unos buenos rayos evolucionadores para cagarse en todas las bragas”.

Le dije que, siendo un responsable padre de familia, me iba a resultar imposible desplazarme hasta su apartamento (a él le gusta más “base de operaciones secreta”) pero que gustosamente le seguiría la corriente si me enviaba una prueba de que todo iba como tenía que ir.

No contestó. Tampoco al móvil.

Así que, sabiendo que últimamente no lleva demasiado bien lo de las pastillas, me puse en contacto con sus padres, que se personaron ipso facto en su domicilio. No había rastro de Patxi pero un extraño agujero en la verja que rodea su huerto indicaba que se había dado a la fuga, agobiado ante el (previsible) fracaso del invento.

Su madre, eso sí, encontró una videocámara que me mandó inmediatamente por correo urgente para que, a la mayor brevedad, la subaste por Ebay (junto a un discman, una Nintendo 64, dos cómics para chicas y algo de ropa sucia) a cambio de un 15% de comisión. Algo es algo.


Tras recibir los trastos, hace un cuarto de hora, rescato la cinta y veo el que probablemente sea el último vídeo grabado por mi amigo.

Nada interesante.

Échale un vistazo y si encuentras alguna pista que hayamos pasado por alto, o si sabes dónde cojones se ha metido Patxi, por favor, házmelo saber. Me debe dinero.



Puedes descargar el vídeo aquí. Y si quieres leer otra bobada de científicos locos, aquí.