martes, 17 de mayo de 2011

BENDITA DROGA XV: TELEFONÍA RUSA


Un ruso queda con un par de amigos de la facultad para comer y, a los postres, se toman un par de licores... Cinco, siete, doce combinados... Y terminan en un antro lleno de gente horrible, comprándole a un negro un bolsón enorme de farlopa.

Hasta ahí todo bien.

Durante cuatro horas los tres colegas se dedican a aspirar y decir una chorrada tras otra.

Nadie recordará nunca nada de lo hablado, pero eso es normal también.

Se despide, arranca el coche y en el primer semáforo, dos agentes le piden que se detenga.

Eh... Bueno, no pasa nada... El tío tiene las pupilas un pelín dilatadas, pero... Quizá llamando a... Eh... ¿Cómo se llama? Tiene un primo abogado... Y había un chico en el colegio que trabaja en el gobierno... Esto... ¡¿Por qué cojones no funciona el puto móvil?!



Descarga el vídeo
aquí.

Más Bendita Droga
aquí.


I M A G E U P D A T E

2 comentarios:

Míchel dijo...

Me ha recordado a un político que una vez se acercó el micro de su escaño a la oreja para oir mejor.
No sé porqué.
Un saludo.

Tripi dijo...

Es muy-muy bueno. Vaya papelón, hablando por la cajetilla de tabaco (no lo pillé hasta el final...)

Saludos, e.

Ps.- ¿Alguna noticia del hidrocele de Kojontxu?